EL PIRINEO ARAGONÉS, DE LUTO

Un montañista se precipitó al vacío en la zona de la Escupidera del Monte Perdido, en el término de Fanlo.

Compartir

Un montañista de 32 años, vecino de Potes (Cantabria) y de iniciales R.F.G., murió al caerse al vacío en la zona de la Escupidera del Monte Perdido, en el término de Fanlo, en el Pirineo aragonés.

El hecho ocurrió en la cordillera montañosa situada al norte de la península ibérica, entre España, Andorra y Francia. Se extiende a lo largo de 430 km desde el mar Mediterráneo (cabo de Creus) al este, hasta su unión con la cordillera Cantábrica al oeste, donde se ha establecido la falla de Pamplona como su límite convencional geológico, no existiendo interrupción geográfica entre ambas formaciones.[1]

El cuerpo del montañista, quien iba acompañado de otras dos personas, fue rescatado y trasladado hasta el depósito de Boltaña, donde se le realizará la autopsia, según han informado fuentes de la Guardia Civil de Montaña.